De la política y los políticos

Compartir:

Según diversos autores, la política busca resolver pacífica y razonablemente conflictos, entre personas y en los grupos sociales. Reciente se dice que es una forma particular de afrontar conflictos que deben resolverse democráticamente.

La política actúa en muchos ámbitos de nuestra vida lo queramos o no, sólo no lo hace en ambientes donde la lógica dominante no es la democrática. La política tiene razón de ser porque habitamos un espacio de interacción donde la norma debería ser la discusión con libertad, para alcanzar acuerdos que faciliten la coexistencia en el conflicto. La política no puede pretender eliminar el conflicto social, sino hacerlo cómodo.

Hay quienes ven además, la política como arte atribuido a los hombres. El escritor y miembro del servicio exterior mexicano, Marco A. Almazán (1991) decía que la política es el arte de impedir que la gente se meta en lo que sí le importa; y el periodista y escritor de nacionalidad francesa, Louis Dumur, (1933), señalaba que es el arte de servirse de los hombres haciéndoles creer que se les sirve a ellos, y agregaba que “Los hombres no quieren la verdad; no quieren sino que se les disfrace la mentira.”

En Nicaragua, un partido político tiene secuestrado al país. La polarizacón política ha crecido. Persiste la idea de un discurso hegemónico y homogenizador, que borre las diferenctes visiones y percepciones.

No obstante, en la actualidad mundialmente se reconoce la participación de mujeres y hombres en la esfera política, ligada al concepto de ciudadanía. Esto incluye re-definir la política, tradicionalmente pensada para la vida pública y ampliarla hacia lo privado-doméstico, que como bien sabemos ha sido un espacio asignado a las mujeres. Se requiere integrar todo lo relacionado con las relaciones de poder existentes en la sociedad.

Hay que desarrollar un nuevo concepto de lo político y dejar la tradicional definición de este término, teniendo en cuenta que lo político designa la dimensión de antagonismo y hostilidad entre las personas; y que la política, pretende establecer un orden, organizar la coexistencia humana, en condiciones que son siempre conflictivas porque están atravesadas por lo político.

Las reflexiones que he compartido en los dos párrafos anteriores corresponden a feministas nicaragüenses. Francamente, hay que dejar de lado viejas definiciones. Groucho Marx, actor y cómico, decía que la política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnóstico falso y aplicar después los remedios equivocados; Edward Moore Kennedy, por su parte, aseguraba que en política sucede como en las matemáticas: todo lo que no es totalmente correcto, está mal. Mucho de lo anterior está presente en lasociedad nicaraguense, promovido por los políticos.

Pero, "lo personal sigue siendo político. Las feministas del nuevo milenio no pueden dejar de ser conscientes de que la opresión se ejerce en y a través de sus relaciones más íntimas, empezando por la más íntima de todas: la relación con el propio cuerpo". Estas palabras de Germaine Greer, subrayan la necesidad de retornar una de las convicciones más profundas y revolucionarias de un movimiento de liberación que ha cambiado la faz de las sociedades modernas, el feminismo.

Requerimos volver a una ciudadanía activa.

De la política y los políticos

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa