EN VIVO

EN VIVO

CANVA / Onda Local

Atención con el virus que no es más inteligente, pero que está ganando la batalla

Compartir:

Recientemente Nicaragua presenta un rebrote de casos de Covid-19 y los entendidos coinciden en que el alto nivel de contadio tiene que ver con la llegada de la variante Delta al territorio nacional. Hasta el 08 de septiembre se contabilizaron 4,531 muertes por neumonía o sospechosas de Covid-19. La variante Delta ha sido categorizada por especialistas de la medicina como una de las seis variantes de preocupación nombradas a partir del alfabeto griego. El Epidemiólogo Dr. Leonel Arguello recalca que “El virus que no es más inteligente que el ser humano nos está ganando la batalla porque estamos opuestos a cambiar de comportamientos higiénicos”.

Desde el inicio de la pandemia y ante el reciente rebrote del virus en el país, las autoridades gubernamentales apenas y han reconocido la existencia de la pandemia, para la cual no han tomado medidas estrictas que disminuyan los impactos de la crisis sanitaria. Producto de esto, continúan promoviéndose diferentes actividades o espacios deportivos, festividades y actividades político partidarias que implican aglomeración de personas, que representan focos de contagio. El Observatorio Ciudadano reportó hasta el 08 de septiembre 25,156 casos sospechosos del virus en todos los departamentos, municipios y regiones autónomas de Nicaragua.

El 20 de julio, el Ministerio de Salud del vecino país de Costa Rica, confirmó la presencia de la variante Delta en su país. Explicaron que uno de los contagiados había llegado procedente de Nicaragua; aunque el Ministerio de Salud nicaragüense, no ha informado de un registro oficial de las variantes a lo interno del territorio nacional. El sector médico independiente, entre ellos el Dr. Leonel Arguello, afirman que la presencia de esta variante es un hecho en Nicaragua. “La población nicaragüense no es ajena a ella (Delta), ya que dicha variante la producimos al participar en aglomeraciones con la tendencia hacia arriba de contagios y las pocas medidas de prevención, su inexistente exigencia gubernamental y social, como la limitada y lenta vacunación con la enfermedad”.

Arguello asegura que la variante Delta es la más peligrosa y contagiosa a nivel global, siendo el doble de contagiosa que el virus original Covid-19, por lo tanto si antes una persona infectada podía contagiar a cuatro personas, ahora una persona infectada con la variante Delta tiene la capacidad de contagiar a ocho. Es por ello el incremento de casos, además Arguello recalcó “antes la gente se complicaba y hospitalizaba entre el séptimo y décimo día ahora con la variante Delta las complicaciones inician entre el tercero y quinto día”.

Hay que seguir tomando las medidas de salubridad

El virus no afecta a toda la población por igual, el epidemiólogo, afirma que algunas personas tienen la capacidad para sacar más virus que otras y son los más peligrosos, por tanto, recuerda seguir tomando las siete medidas de prevención para cualquiera de las variantes de Covid-19.

  1. Lavarse las manos con agua y jabón durante 45 segundos es fundamental porque uno destruye la capsula que protege al virus.
  2. Al salir colocar la mascarilla ajustada y en buen estado, que cubra nariz y boca impidiendo al virus ingresar por cualquier extremo.
  3. Evitar las aglomeraciones, siempre es recomendable el distanciamiento físico de al menos dos metros para no respirar el virus de la otra persona.
  4. La mascarilla de tela de tres capas es la que más protege.
  5. Cualquier mascarilla que se humedezca deja de servir porque permite que se filtre el virus.
  6. La ventilación es fundamental. Mantener espacios con ventanas abiertas permite que haya menor cantidad del virus.
  7. La vacunación es importante, la vacuna es segura y eficaz. Esto no indica que la persona no vaya a contagiarse pero sí garantiza que las complicaciones con la enfermedad sean menores.

Tomar las medidas no significa que la persona no se contagie, sino que los riesgos en la enfermedad podrían ser menores. “Si una persona siempre se ha cuidado, estaba con mascarilla y el otro estaba con mascarilla y le da la enfermedad es posible que la enfermedad le dé sin síntomas la cual se presenta sin malestares en el 80% de niños y 42% de los adultos, o bien podría ser que se presenten síntomas leves porque la persona se estaba protegiendo” aseguró el epidemiólogo.

Leonel Arguello aconseja que “Es hora de estar claros que el riesgo es mucho mayor que el del año 2020 y que si queremos sobrevivir no podemos seguir comportándonos como antes”.

 

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa