Flavio Latino, activista ambientalista y estudiante opositor al régimen de Ortega
Onda Local / Cortesía

Flavio Latino narra su detención ilegal

Compartir:

La mañana del pasado miércoles 19 de febrero, Flavio Latino, activista ambientalista y estudiante opositor al régimen de Ortega fue detenido ilegalmente por la Policía Orteguista (PO), en las afueras de la Universidad Centroamericana (UCA). 

Terminó sus clases a las nueve de la mañana y salió por el portón oeste de la UCA, con el objetivo de dirigirse hacia su casa, pero nunca se imaginó que sería interceptado por dos policías que vigilaban la zona.

“Saqué mi celular tratando de no hacer contacto visual mientras pasaba, pero cuando subí la mirada, ví como ponían contra la pared a un chavalo que iba a unos tres metros adelante de mí para revisarle sus cosas. Yo me detuve y traté de dar dos pasos atrás, pero automáticamente uno de los policías gritó que me detuviera y pegara contra la pared”, narró Latino.

El estudiante también cuenta en su testimonio que lo esposaron con las manos hacia atrás, le revisaron todos sus documentos personales, incluyendo la información de su celular. “Luego llamaron refuerzos y me sentaron en una esquina, con el tiempo más de una docena de policías me rodeaban evitando que alguien tomara fotos, eventualmente fueron notificados por radio para que me movieran y me acostaron en la parte de atrás de una de las dos patrullas que habían llegado”, agregó.

En sus declaraciones, Flavio Latino, expresa que lo llevaron al parqueo del Estadio Nacional Denis Martínez, donde el comisionado general Vladimir Cerda Moraga lo interrogó y le revisó nuevamente su documentación.

“Una hora más tarde me llevaron a una subestación del Distrito Uno en el Dimitrov, dónde el comisionado Bismark Arévalo y otro agente de inteligencia me interrogaron de nuevo por al menos una hora más para luego irme a dejar a la zona de la UCA y que me fuera a mi casa, dónde grabaron un vídeo para documentar que me estaban soltando y regresando todas mis cosas”, finalizó el estudiante.

No es la primera detención arbitraria realizada hacia estudiantes, autoconvocados o ciudadanos que han participado en protestas o piquetes contrarios al régimen.

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa