Espacios públicos: ¿Para quiénes?

Compartir: Descargar audio

El espacio público permite la realización de otros derechos humanos como el de recreación, movilización y  expresión, aseguró Uriel Pineda del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (CENIDH).

Por su parte, Gerardo Molinares de la Compañía de Teatro Tecúm Umani, dijo que el espacio público  sirve para socializar,  intercambiar y convivir, ya que es el punto donde convergen todas las expresiones culturales, sociales, artísticas, religiosas y políticas de una sociedad.  

Azahálea Solís del Movimiento Autónomo de Mujeres, expresó que los espacios públicos y  privados han sido una conquista de la humanidad. “Todos los derechos fundamentales que hoy son parte de nuestra vida nacieron con el espacio privado y el espacio público, porque anteriormente los regímenes monárquicos eran dueños de todo; de la casa, del parque, de la plaza y de la habitación”.

En Nicaragua se ha privatizado el espacio público, hasta el punto de que se está produciendo un regreso a la sociedad feudal,  a la privatización de todo. “La privatización del espacio público yo la veo como una perversión, ya que se ha cambiado la lógica. El espacio privado está invadido por los Gabinetes de Familia, a partir de la reforma a la Constitución y a partir de la discusión del Código de Familia que no han terminado de aprobar. Hay una invasión a lo privado, y por otro lado, hay una privatización de lo público. Nos están llevando a una época en el que el ser humano no era un individuo con derechos”, aseguró Solís. 

Azahalea Solís ejemplificó que esta privatización del espacio público se manifiesta  en un rosario de violaciones a los derechos humanos.  “A mí me agredieron el 20 de septiembre de 2008 en el espacio público de León,  cuando con garrotazos y machetes nos impidieron una manifestación y nos agredieron físicamente.  Dos meses después, nos agredieron frente al Princes. El ocho de marzo nos impidieron caminar, de una manera atroz, poniéndonos a mujeres antimotines”. 

Uriel Pineda destacó la universalidad de los Derechos Humanos y aseguró que “no se  puede tener un trato diferenciado a simpatizantes oficialistas con respecto a la oposición. Bajo ninguna circunstancia se debe permitir que haya manifestaciones oficialistas, y por el contrario, se impida cualquier expresión de manifestación a la oposición”, aseguró.  

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa