EN VIVO

EN VIVO

Monocultivo de Palma Africana en Kukra Hill
Onda Local

Expansión de monocultivos en Nicaragua

Compartir: Descargar audio

Cada 05 de junio se conmemora el Día Mundial del Medio Ambiente con el objetivo de contribuir y crear conciencia acerca de la necesidad de proteger y mejorar el entorno natural. Este año las Naciones Unidas, escogió como tema central la restauración de ecosistemas con el lema "Reimagina, recrea, restaura". En esta edición conversamos con Amaru Ruíz, presidente de Fundación del Río.

Para Amaru Ruiz, Nicaragua no sólo tiene una crisis política, de salud y económica sino también una crisis ambiental, “esto es provocado por una serie de políticas públicas que no han atendido realmente a la conservación de la biodiversidad en áreas protegidas y también a una responsabilidad compartida de individuos y del Estado en función de salvaguardar nuestros bienes naturales”.

Ruiz aseguró que uno de los principales problemas de la crisis ambiental en Nicaragua es el tema de la desprotección de las áreas protegidas que son áreas de conservación y fueron destinadas por ley para la conservación de la enorme diversidad que tiene el país, “sin embargo, juegan una serie de sensores ambientales que prevalece en el territorio nacional esto sigue siendo uno de los problemas principales de los procesos de deforestación que enfrenta el país”.

Durante la entrevista, Amaru destacó que el modelo neo extractivista impulsado por el régimen en Nicaragua antes de 2018, era de extracción y saqueo de los bienes naturales que tiene el país y en convenio con el Estado nicaragüense se  ha acelerado el deterioro ambiental y han aumentado los procesos de deforestación. “La mayoría de procesos de monocultivo están conducidos por empresas de grandes capitales, que reciben financiamiento tanto nacional como regional y en muchas ocasiones tienen el apoyo de algunas exoneraciones con algunos tipos de incentivos fiscales y no fiscales”.

Frente a ese modelo de monocultivos, Amaru Ruiz explicó que está el sistema de ecología o de agricultura familiar, una forma más amigable de producir sin afectar el medio ambiente. “Existen 72,270 hectáreas de caña de azúcar ubicadas en el Pacífico del país, de la cual el 92% están destinadas a la producción de este monocultivo. El Ingenio SER San Antonio, Ingenio Montelimar, Ingenio Monte Rosa o Grupo Pantaleón,  Ingenio Compañía Azucarera del Sur; son industrias que tienen impacto en sus procesos de producción por los plaguicidas, insecticidas y componentes químicos que utilizan generan contaminación no solo para su cultivo sino para las personas que viven aledañas a esos cultivos”.

El ambientalista agregó que otro problema generado por este tipo de monocultivos es el acceso a agua, “recordemos que el nivel del agua en el Pacífico se extrae de la fuente subterránea, es decir que hay un proceso de extracción a través de pozo y la capacidad que tiene una familia campesina de construir un pozo es mucho menor que la distancia o la profundidad del pozo que podría invertir una empresa de esa naturaleza”.

Otro monocultivo que ha acaparado territorios es la Palma Africana, según Ruiz en 2016 abarcaba 48,142 hectáreas principalmente en la región del Caribe; “esto tiene que ver por el tema de la pluviosidad que se encuentran en esa zona, la palma requiere de algunas condiciones climáticas que son propicias de esa zona y por eso se instalan en la zona del Caribe pero también por toda la promoción que hizo ProNicaragua  para que inversores extranjeros entraran en la zona dieran promoción de este monocultivo”.

Amaru agregó que en el país existen 8 empresas de palma entre ellas PALCASA, Nica Vista, Extra aceite, Kukra Development Corp, Óleo Caribe, CANSA, San José y Caribe Dreams World. “En el año 2000 la palma african rondaba alrededor de 4,561 hectáreas al 2016 hay  un incremento del 955 % del área de cultivo de palma y  uno de los estudios recientemente que hizo el Banco Interamericano de Desarrollo asegura que entre el año 2010 y el 2016 la palma africana había sustituido en un 24.5 % al bosque y en un 72.9 % en uso agropecuario; es decir que donde hay palmas antes había bosques o cultivo agropecuario”.

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa