¿Dónde está la voluntad política de negociar?

Compartir: Descargar audio

En la edición de este viernes 15 de marzo de 2019, Onda Local analizó la reanudación de las negociaciones con la dictadura Ortega-Murillo, bajo la promesa de excarcelar a un grupo “considerable” de presas y presos políticos.   

Diversos sectores de la sociedad nicaragüense ha demandado “una verdadera muestra de voluntad política de la dictadura”, mediante la liberación total de las presas y presos políticos, así como la anulación de los procesos judiciales.

Azahálea Solís Román, integrante de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD), quien compareció en Onda Local, este viernes 15 de marzo de 2019,  aseguró:  “Nos alegra que vayan saliendo todos los presos. No nos gusta la forma en que el Gobierno maneja la situación, porque no salen con garantías y con seguridad, no salen con sus nombres limpios. Los excarcelan, pero sigue el asedio. Los que han salido deben salir libres, con absoluta nulidad de los procesos”.

Solís considera importante que en la mesa de negociación se continúe insistiendo en la salida incondicional de todos los presos políticos y sea una salida con garantías, con seguridad. Para ello, se debe llamar de inmediato a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que es la instancia especializada para abordar esta situación con una comisión mixta de nicaragüenses para contrastar las listas. “Hay que contrastar esas listas porque uno de los procedimientos que el Gobierno ha hecho es agarrar personas que han participado en las marchas, que han cantado el himno nacional, que han tenido en sus manos una bandera de Nicaragua y les han inventado delitos comunes, esa es una manera de evadir que no son presos políticos, porque la intención es criminalizar las protestas”.  

Para Azahálea Solís, el 100% de las personas que el Gobierno tiene en las cárceles, han sido secuestradas y les han violentado los derechos constitucionales. “A ninguna se le ha procesado con el debido proceso, al 100% les han llevado testigos falsos y han ido a intimidar a sus testigos. La única solución es la nulidad absoluta de todos los casos”.

 Si la dictadura Ortega-Murillo, quiere mostrar voluntad política para resolver la crisis socio-política de Nicaragua, “lo lógico es que este 16 de marzo podamos marchar en Managua y en cualquier parte del país, sin ningún hostigamiento, sin ningún asedio, sin presos políticos, sin muertos, sin nadie encarcelado”.

La marcha de este 16 de marzo será un test de la buena voluntad del régimen Ortega-Murillo. “Mañana la ciudadanía nicaragüense se va a movilizar, exigiendo la liberación absoluta de todos los presos políticos. Ortega tiene que mostrar voluntad política. No puede haber represión a esa marcha, no puede haber represión contra la ciudadanía nicaragüense. La voluntad política no es que saque a los que él quiera, cómo a él le dé la gana. La voluntad política es que cese la represión, que todas las personas puedan regresar a sus hogares absolutamente libres”.    

¿Dónde está la voluntad política de negociar?

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa