Negociación convocada por dictadura Ortega- Murillo genera desconfianza

Compartir: Descargar audio

Por Julio López

En la edición de Onda Local de este viernes 22 de febrero de 2018, analizamos la propuesta de instalación de una mesa de negociación convocada por la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo  para el próximo miércoles 27 de febrero.

En la segunda parte de nuestro programa, en el marco del Día Mundial de las lenguas maternas, espere una edición especial sobre la lengua rama. En una transmición de Onda Local desde la isla de Rama Cay, en el Caribe Sur de Nicaragua.

Desde la visión de Daniel Ortega se trata de abrir una nueva ruta de negociación, sin multitudes ni medios de comunicación, para consolidar la paz y que el país se pueda ir recuperando de los efectos del intento de Golpe de Estado, que sólo existió en el imaginario de las filas de la dictadura Ortega-Murillo.  

Ortega reveló que en la reunión con los sectores empresariales acordaron que estos harían llegar su propuesta, incluido al equipo negociador.  “Eso lo tienen que decidir ellos, nosotros no podemos decir a quienes ponen de su lado en una negociación con los representantes del gobierno”.

Los integrantes del equipo negociador fueron anunciados en un comunicado de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia: Juan Sebastián Chamorro, Carlos Tünnerman, Max Jerez, José Adán Aguerrí, Mario Arana y José Pallais. Como suplentes Felipe Argüello, Azahalea Solís, Valeska Valle, Michael Healy, Diego Vargas y Ernesto Medina. El equipo de “asesores” está integrado por Alejandra Centeno, Justina Orozco, Ángel Rocha, Daysi George, Claudia Neira y Álvaro Vargas.

Lea Guido de la Articulación de Movimientos Sociales y Organizaciones Civiles dijo que “hay mucho escepticismo cuando es uno de los banqueros quien informa que se inicia este diálogo o negociación”.

Guido agregó que las condiciones necesarias para una negociación son “la libertad de los reos políticos, el cese inmediato de la represión y debe haber testigos y garantes, que en este momento, no lo hemos visto”.

José Antonio Vásquez, representante de la Unidad Médica Nicaragüense considera que el país sigue sufriendo la represión y los médicos no escapan a esta realidad, simplemente por no estar de acuerdo con algunas políticas del gobierno y por hacer su labor de brindar atención humanitaria y ética. “Vemos que la situación sociopolítica se va agravando. Realmente necesitamos un diálogo inclusivo, verdadero, donde están representados las Madres de Abril, el Comité Pro Liberación de Presas y Presos Políticos y las fuerzas vivas del país para que se pueda considerar que representa al pueblo de Nicaragua”, dijo. 

El representante de la Unidad Médica Nicaragüense cree en la urgencia de un diálogo porque el país ya no aguanta más. “Los profesionales seguimos pidiendo esa concertación entre los nicaragüenses, no una negociación que se está llevando a espaldas de muchos sectores. Las multitudes somos la parte representativa del pueblo nicaragüense”.   

Por su parte, Susana López, de la Asociación Madres de Abril (AMA) y madre de Gerald Vásquez, asesinado durante el ataque a la Iglesia Divina Misericordia recalcó que Ortega habló de una negociación, no de diálogo. ¿Una mesa de negociación con quién, sólo con los empresarios?, se preguntó López.

“Los empresarios no representan al pueblo, no nos representan como familiares de los asesinados. Estoy de acuerdo que liberen a los presos políticos porque ellos también han sido dañados físicamente, moralmente, es como que los estén matando al suave. Como madre de un asesinado yo no me siento representada por la empresa privada. El gobierno no nos garantizó a ninguno de los familiares la justicia y la verdad, negaron la atención médica y emblemáticamente tenemos el caso de Alvarito Conrado. Mi hijo (Gerald Vásquez), si hubiese tenido la atención médica ese 14 de julio, mi hijo estuviera aquí. Ellos dieron el todo por el todo y no hay libertad, no hemos podido seguirnos expresando, como pueblo nicaragüense tenemos derechos y esos derechos han sido violentados”, señaló Susana López.

El estado de la lengua rama en Nicaragua 

En el marco del Día Mundial de las lenguas maternas conmemorado el 21 de febrero de cada año, un equipo de Onda Local se trasladó hasta la Costa Caribe Nicaragüense. Llegamos a la isla de Rama Cay, al sur de Bluefields, donde preparamos un programa con el objetivo de conversar ampliamente sobre la lengua rama, del cual se conoce existen algunos esfuerzos para evitar su extinción y promover su reestablecimiento. 

El programa estaba pensado para ser transmitido en vivo, pero fuimos obligados a programarlo en diferido por las limitantes de conexión en el lugar. Hoy les compartimos el desarrollo de esta conversación que tuvo como invitados a la abogada Becky McCray y al profesor Óscar Omier, ambos orgullosos indígenas ramas, quienes nos comparten sus puntos de vista.

Te invitamos a escuchar y ver el programa completo: 

Negociación convocada por dictadura Ortega- Murillo genera desconfianza

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa