Operación Queer 2015 celebra la diferencia

Compartir: Descargar audio

Por Julio López Chavarría 

Por tercer año consecutivo, se realiza en Nicaragua la Operación Queer 2015” cuya traducción del inglés al español significa  “raro”, “anormal”, “extraño” o cualquier otro calificativo que designe a las personas de la diversidad sexual.  

“Utilizar estas mismas palabras es una estrategia para decir que somos extraños en el sentido de no seguir las normas impuestas; pero eso no nos hace menos. Queer es una reivindicación de la diferencia”, aseguró Ana Victoria Portocarrero, integrante de Colectivo Operación Queer 2015.

Además, es una propuesta colectiva de activismo y reflexión. Una semana completa de talleres, exposiciones, cine foro, que cierra con un bacanal de despedida.   

“Queremos  llamar la atención de que efectivamente existen muchas diferencias entre las personas, esas diferencias en la mayoría de los casos, justifican desigualdades, exclusiones y discriminaciones”, aseguró Portocarrero. 

Estas discriminaciones también se reflejan a lo interno de las organizaciones que trabajan por los derechos de las personas de la diversidad sexual; y en Operación Queer  quedan al descubierto como forma de autocrítica, agregó Portocarrero

Hoy, a partir de las cinco y media de la tarde, se realizarán en la Universidad Centroamericana (UCA) los talleres “Memorias Cochonas”, “Y tu disidencia, ¿cómo la vivís? e “Imaginarios del deseo: Cuerpos deseables y no deseables”.   

“La cochonada interrumpe, irrumpe e incomoda. La cochonada es crítica porque es criticada. La cochonada es imposible de nombrar porque dentro de sí se dispersa”, señala  Operación Queer 2015 en su Página de Facebook. 

“En Nicaragua, le dicen cochón a las personas homosexuales, a los hombres afectivos o más sensibles, a los no violentos y a quienes expresan sus temores.  Entonces, ser cochón no está tan mal, hay que reivindicar la cochonada, esa forma distinta de ser hombre”, dijo Ana Victoria

Es la celebración de todas esas memorias de personas que han sido distintas y cómo la han vivido. Operación Queer no sólo busca exaltar la discriminación, también celebra la deferencia, explicó Ana Victoria Portocarrero.   

Hispamer censura exposición de arte

El Centro Cultural Pablo Antonio Cuadra, de Hispamer, censuró cuatro obras de la exposición de arte de Operación Queer 2015. Según Portocarrero, porque las obras contienen desnudos, mezcla elementos religiosos con la diversidad  y muestran relaciones sexuales entre hombres.

 “Entiendo que a mucha gente pueda ofenderla, pero es una forma de arte válida. Independientemente del contenido de la obra, aunque aceptemos una exposición de arte sobre diversidad sexual, seguimos definiendo qué es admisible y qué no”, criticó Portocarrero.

“No podemos dejar que una persona determine qué obra se presenta y qué obra no. Eso sería seguir aceptando la discriminación y la exclusión de ciertas expresiones. Galerías Códice nos abrió las puertas y ahí mantendrá la exposición hasta el 14 de agosto de 2015”, añadió.

El Colectivo de Operación Queer, señaló en un comunicado que “cada una de las obras conlleva una construcción artística que debe ser respetada; y por lo tanto, la censura hacia alguna de las piezas violenta el proceso creativo y la libertad de expresión de cada artista”. 

Reivindicaron el derecho a las expresiones de diversas sexualidades e identidades a través del arte y la visibilidad de las mismas para públicos más amplios. Las obras cuestiona la educación tradicional que genera exclusión y violencia hacia personas que no calzan dentro de la heteronormatividad. 

“Que como colectivo nos acercamos a este centro porque nos sentimos seguros de llevar esta muestra a un espacio que considerábamos promovía la inclusión, tolerancia y el respeto”, agrega el comunicado de Operación Queer 2015. 

Ante la decisión del Centro Cultural Pablo Antonio Cuadra, la exposición fue trasladada a Galerías Códice y está abierta al público hasta el 14 de agosto. 

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa