Casa quemada en el barrio Carlos Marx, junio de 2018
Willih Narváez

Nicaragua conmemora dos años del acto terrorista contra la familia Velásquez, del que responsabilizan a la Policía y paramilitares

Compartir:

“Quemaron mi casa, la colchonería y toda mi familia está muerta, los niños, mis hermanos, mi mama. Quemaron mi casa. La quemaron, salí porque me tiré del balcón…. Mis padres, los mataron… pero maldigo a Daniel Ortega y a toda su familia y a toda su descendencia, los maldigo…”, eran los gritos de una mujer, que desesperada denunciaba el terror que vivió su familia, quemada viva en el barrio Carlos Marx, de la ciudad de Managua, al amanecer del 16 de junio de 2018.

La noticia dio la vuelta al mundo, sin embargo, ni la lluvia ha podido borrar las cenizas grabadas en la memoria de Nicaragua, que a través de redes sociales vivieron el horror de la  familia Velázquez donde seis de sus integrantes, entre ellos, dos niños de sólo dos años y cinco meses de edad, respectivamente, murieron carbonizados en su casa por un incendio provocado por parapolicías y agentes policiales, luego de que la familia se negara a prestar su vivienda para que ubicaran francotiradores, según las denuncias públicas.

A dos años de esta cruel masacre, las imágenes registran una casa en llamas, rodeada de decenas de personas que fueron impedidas por agentes policiales armados cuando intentaban sofocarlas con la esperanza de rescatar a alguna persona con vida. Minutos más tarde, rescatistas del Benemérito Cuerpo de Bomberos, comenzaron a sacar los cuerpos calcinados de Oscar Velázquez Pavón, Maritza López Muñoz, Alfredo Velázquez, Mercedes Raudez, Matías Velázquez Raudez y Daryeli Velázquez Raudez.

En diciembre de 2018, la Policía Orteguista señaló que el crimen fue cometido por “delincuentes terroristas”, motivado por una supuesta “sentencia de muerte” publicada el 14 de junio de ese mismo año, en la página oficial del Movimiento 19 de Abril contra la familia Velásquez, por haber negado su apoyo al Paro Nacional. De igual manera, la Policía Orteguista intentó incriminar en este hecho a Gonzalo Carrión y Vilma Núñez del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh).

Aunque alrededor de este caso existen distintas versiones, entre la población continúa sin hacer eco, la versión brindada por la policía. A través de redes sociales, se difundieron videos de la cámara de seguridad de un negocio ubicado al frente de la casa, estos muestran a personas vestidas de policías junto a otros vestidos de civil y el rostro cubierto, entrando en el barrio minutos antes del suceso.

El caso Carlos Marx, ocurrió en el contexto de las protestas civiles en contra de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo en 2018 y al igual que los más de 300 asesinatos cometidos por el régimen de Daniel Ortega, durante este período, continúa impune. En 2019, defensores de derechos humanos acusaron al régimen de manipular la información brindada por los sobrevivientes del suceso y rechazaron la nueva versión presentada, donde quienes señalaron previamente a la policía y paramilitares, se retractaron. Pero, la verdad quedó evidenciada en imágenes y videos que muestran quiénes fueron los responsables.

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa