La llegada de la pandemia al país, se convirtió en otro golpe al periodismo nicaragüense
Isayara López / Onda Local

Coronavirus, otro golpe al periodismo independiente de Nicaragua

Compartir:

Hasta la fecha la pandemia del Coronavirus ha cobrado la vida de dos periodistas nicaragüenses Gustavo Bermúdez, de Radio Corporación, y Lorenzo Larios, director de Radio Periódico Libre; también se conoce que al menos seis periodistas independientes están bajo sospechas de Coronavirus y que tanto hospitales públicos como privados están colapsados por personas que buscan atención médica.

A través de un comunicado la Fundación Violeta Barrios de Chamorro (FVBCH) , junto a la organización de Periodistas y Comunicadores Independientes (PCIN) y la Asociación de Corresponsales de Prensa Extranjera (ACPE), denunciaron que el pasado 27 de mayo, buscó oxígenos en empresas y estaban agotados. “Queremos dejar claro que esto no es una situación de recursos económicos, sino de carencias de infraestructura, de un sistema de salud colapsado. En muchos casos no hay lugar ni en salas de UCI”, expresaron.

Además hicieron un llamado a las mujeres y hombres de prensa, al resguardo de sus vidas, proteger a sus familias, sus equipos de trabajo y de esta forma evitar un posible  contagio. “Recomendarles, buscar consejo médico al primer síntoma e implementar de inmediato las recomendaciones y el aislamiento en sus hogares. Si no cuentan con un médico en sus redes personales, pueden acudir a la Unidad Médica, o tomar contacto con nuestras organizaciones a fin de buscar una solución y hacer todo lo posible para apoyarles”, agregaron en el documento.

Las organizaciones, sugirieron al gremio periodístico la implementación de otros mecanismos para mantener informada a la población sin exponerse al contagio. “Nos solidarizamos con todos los periodistas, sus familias y la población en general que están siendo víctimas del contagio promovido por la ausencia de medidas preventivas”, añadieron. 

Desde abril de 2018, el periodismo independiente experimentó asedio, persecución y exilio por parte del régimen de Daniel Ortega que no sólo implementó represión contra la población opositora sino también, con quienes luchaban desde las trincheras de la información.

La llegada de la pandemia al país, se convirtió en otro golpe al periodismo independiente, ante un Estado negligente y silencioso, la labor del periodista es mantener informada a la población, ser la voz de sus denuncias y visibilizar las acciones negativas cometidas por la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo. Sin embargo, el costo por defender la vida y salud de los nicaragüenses está vulnerando a quienes ejercen esta labor.

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa