Se invisibiliza la violencia para maquillar la realidad

Compartir:

Por Duyerling Ríos

Hoy inició en todo el país la campaña “Las mujeres tenemos derechos, detengamos la violencia machista”, que impulsan movimientos, redes y colectivos feministas. Nicaragua registra 41 femicidios en lo que va del 2016, según el Observatorio “Voces contra la Violencia". 188 femicidios desde el año 2013. En los datos del gobierno únicamente se registran 55, en tres años.

La manifestación de la violencia es el poder, expresó categóricamente Luz Marina Torrez, del Colectivo 8 de Marzo. Además se refirió a la ausencia y el papel del Estado con relación a la violencia. “Es un gobierno que poco a poco ha ido perdiendo su papel de garante de los derechos humanos de las mujeres, porque oculta la situación real de violencia que padecen las mujeres adultas, jóvenes, adolescentes y niñas. Es un Estado que invisibiliza la tragedia al:   

  1. No tipificar los femicidios como tal.
  2. Comprometer la salud y la vida de las mujeres, negando el derecho fundamental a decidir. A diez años, la Corte Suprema de Justicia no se ha pronunciado acerca de la penalización del aborto.
  3. Obligar a las mujeres a mediar la violencia con sus agresores.
  4. Cerrar las Comisarias de la Mujer en todo el país, sin consulta previa.
  5. No garantizar el acceso a la justicia a mujeres con pocos recursos.
  6. No destinar fondos para los albergues de mujeres que existen en el país.
  7. Desaprovechar los fondos que la cooperación había destinado a la capacitación del personal judicial.
  8. Negar a las defensoras de derechos humanos brindar acompañamiento a las mujeres que sufren violencia.  
  9. Desvirtuar la ruta de acceso a la justicia.
  10. No reconocer  el trabajo de las organizaciones de mujeres.

Enfatizó que la violencia es un problema de los hombres que padecen las mujeres. A la misma vez que las motivó a exigir la aplicación de la Ley 779.

La mujeres no inventan, viven un dolor…

“La indiferencia de la sociedad ante la violencia no aporta a la visibilización de la violencia para su prevención”, manifestó Felicita Laínez, de la Fundación para el Desarrollo Comunitario (Fundecom) de Villa El Carmen, quien se refirió a la poca credibilidad que existe de mujeres que denuncian situaciones de violencia. “En muchos casos la construcción social sigue poniendo en desventajas a las mujeres, los descalificativos de “buenas” o “malas”, justifica la violencia culpando a las mujeres. Hay quienes son descalificadas por la comunidad, pastores, sacerdotes o por  los mismos funcionarios del Estado”.

Agregó que el dolor que viven las mujeres en las comunidades no se visibiliza, “no podemos tener familias “bonitas” a costa de la violencia que viven las mujeres en los distintos territorios”. “No es posible que haya planes para detener el abigeato y no hayan para detener la violencia contra las mujeres. Hay que creerles a las mujeres”.

Estado perpetuador de la violencia machista

Por su parte Juanita Jiménez, del Movimiento Autónomo de Mujeres, enfatizó en la responsabilidad de los hombres ante la violencia machista. “Necesitamos que las familias se indignen, repudien el daño que ocasiona la violencia machista, que haya castigo para los agresores y se garantice la sanción de los delitos contemplados. Que la familia sienta vergüenza que aquel agresor esté presente en su vida”. 

Invitó a los medios de comunicación a no sólo preocuparse por poner en el titular el nombre de las víctimas. “Queremos ver en esos titulares y en la noticias los nombres de los agresores, poder visibilizar la responsabilidad de esos agresores”.

Para Juanita Jiménez el Estado es el perpetuador directo de la violencia machista expresada en:

- La falta de políticas públicas alrededor de la violencia.

- La reforma a la Ley 779 por decreto presidencial.

- La perpetuación de la violencia institucional, al avalar figuras que en el ámbito de la política y el deporte, son también agresores o tienen causas pendientes con la justicia.

- La reproducción de un discurso misógino. 

No sigamos naturalizando la violencia… Sumate al llamado a las acciones ciudadanas a repudiar y visibilizar todas las expresiones de violencia, incluyendo la estatal o institucional.  

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa