Líderes de Punta Gorda y La Fonseca denuncian al ejército y a la policía

Compartir:

Por Julio López

Nemesio Mejía y Medardo Mairena, líderes de Punta Gorda del municipio de Bluefields e integrantes del Consejo Nacional en Defensa de la Tierra, Lago y Soberanía, denunciaron ante el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) al Ejército y a la Policía por persecución, hostigamiento e interrogatorios, tras el asesinato de cinco policías el pasado 15 de agosto.

La policía responsabilizó a la banda “El Chofer” del asesinato de cinco policías, tres voluntarios y dos permanentes, atacados por miembros de una “banda delincuencial” para rescatar a uno de sus integrantes, que horas antes había sido capturado en la Comunidad El Pijibay, Bluefields, señaló el comunicado de la Policía. Los líderes del Consejo además, responsabilizaron a los militares de querer vincularlos con dicha banda.

“Sentimos la tragedia por lo que pasó en nuestra zona de Punta Gorda. Como miembros del Consejo en Defensa de Nuestra Tierra, Nuestro Lago y la Soberanía, no estamos incluidos en ese grupo. No somos una banda. Nosotros somos miles de campesinos que andamos defendiendo nuestros derecho a seguir viviendo en nuestras tierras”, aseguró Nemesio Mejía.

Agregó que sus familiares le han llamado por teléfono, diciéndole que lo andan buscando, que su nombre aparece en una lista que anda la policía. “Nos están queriendo involucrar en la muerte de los policías. Nuestra lucha es por la soberanía, no es delincuencial. No estamos a favor de una guerra, de una matanza. Nuestra lucha es cívica. No hemos agredido. Siempre hemos estado diciéndole al pueblo, de que vamos a luchar por las vías pacíficas”, agregó Mejía. 

Medardo Mairena, de Polo de Desarrollo Daniel Guido, denunció que la policía también llegó a su casa. “Según mi familia, rodearon la casa, golpearon la puerta y preguntaron por mí. ¿Por qué rodear la casa? No somos delincuentes, estamos luchando por las vías cívicas. Lo que nosotros hemos pretendido hacer en todos los lugares es dar a conocer la Ley 840, que debería ser responsabilidad del gobierno”.

“Responsabilizo al ejército o a la policía, o a este gobierno, en caso que algo me pase.  La realidad es que nosotros siempre hemos estado por la vía pacífica. No andamos escondiendo nada. Nuestra lucha es que se derogue la Ley 840 porque viola nuestros derechos y pretenden robarnos nuestras tierras”, añadió Mairena. 

Además informó que Punta Gorda está militarizada. “Han entrado grupos del ejército, de la policía, antimotines. No tengo la información completa de cuántas personas han vapuleado, porque sí han golpeado a las personas, eso nos han dicho algunos campesinos que nos han llamado vía telefónica, que han torturado a algunas personas, tratando de conseguir alguna información que ellos necesitan”, aseguró el también concejal del Caribe Sur.   

Gonzalo Carrión: La única violencia es la de la policía

Por su parte, Gonzalo Carrión, director Jurídico del Cenidh, aseguró que la resistencia campesina contra el canal no necesita bombazos, ni atentar contra la vida de nadie, menos contra agentes de policía, ni militares.  

“Si ha habido violencia en esta resistencia campesina, la que más se recuerda, es donde ellos fueron víctimas el 23 y 24 de diciembre del año pasado”, aseguró Carrión. 

Agregó que los familiares de los policías asesinados tienen derecho que el crimen no quede en la impunidad.  “Es de primordial importancia que el caso se esclarezca a fondo.  Cómo mataron a esos cinco policías, con qué armas, quiénes los mataron. Esa investigación no autoriza a allanar a diestra y siniestra. Tu propiedad sólo puede ser allanada con orden de una autoridad competente”, explicó Gonzalo Carrión.   

“Si aquí no hay grupos armados, grupos políticos que no le generan mayor inestabilidad al gobierno, no hay acción militar que ponga en peligro la inestabilidad del país. Si el ejército, la policía y el gobierno dicen que aquí no hay grupos armados; no hay coherencia de una eventual militarización porque a los delincuentes comunes se les captura como tal y lo hace la policía nacional, a menos que entonces, tengamos en la profundidad del país grupos realmente beligerantes que sólo el ejército puede controlar”, insistió Carrión.  

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa