Crecida del río Wani
Cortesía / Onda Local

Huracán ETA seguirá causando daños en Nicaragua

Compartir:

Con la llegada a tierra firme del huracán Eta la tarde de este martes, se espera que, persistan las lluvias y los fuertes vientos que están causando estragos en la Costa Caribe Norte del país. 

Agustín Moreira, agro meteorólogo del Centro Humboldt, explicó que ETA al tocar tierra, comienza a perder fuerza, describió que la zona por la ingresó se encuentra despoblada y sin reserva forestal de retención natural.

Moreira destacó que en los próximos días las zonas del Pacífico presentarán condiciones lluviosas, principalmente el centro de Nicaragua: Nueva Segovia, Estelí, Jinotega, Matagalpa, Boaco, Chontales, Región Central, Región del Pacífico Sur y occidente. “El hecho que el huracán vaya circulando hacia la zona de Honduras no está limitando las cantidades de agua que van a caer”, agregó Agustín Moreira.

Según reportes, las fuertes lluvias a causa del huracán Eta provocaron un deslizamiento en una mina de Bonanza; este suceso cobró la vida de dos mineros artesanales Will, de 38 años y Norwin, de 39 años de la comunidad de Panamá, en el municipio de Waslala. 

El agro meteorólogo señaló que en esta área las actividades que se realizan deberían de ser interrumpidas por las fuertes precipitaciones y la inestabilidad en las montañas, “también podemos tener deslaves, inundaciones, ese es un peligro latente que puede presentarse en la zona”.

Para Finix Williams, habitante de Puerto Cabezas, los estragos de Eta han provocado que los albergues sobrepasen su capacidad, exponiendo a las familias a carencias de alimentos y colchones. “Actualmente no hay información porque no hay radio, no hay nada, estamos como que sólo lo que tenemos en el internet pues y hay noticias falsas y noticias verdaderas”, señaló Williams.

Parte de las consecuencias que el huracán ha dejado hasta el momento son comunidades incomunicadas por la caída del tendido eléctrico, casas inundadas y puentes desbordados por la crecida de los ríos, negocios y casas sin techos.

Agustín Moreira aseguró que como medida principal ante la presencia de Eta se debe monitorear la crecida de los ríos, “tenemos suelos totalmente saturados, impermeabilizados, llenos de agua y que ya no pueden capturar más agua, se cierran los poros y comienza el agua a correr sobre el suelo…al ser zonas despaladas y áreas deforestadas trae más facilidad que puedan venir a circular corrientillas y de ser posible algunos deslaves...” Asimismo, destacó que cada huracán tiene un comportamiento diferente, en dependencia de la zona de afectación.

Suscríbete a nuestras noticias

Ingresa